OTRA VISTA DEL PATIO

Este patio rectangular, colocado en la parte central trasera del castillo, dividía o unía según para qué los dos cuerpos del palacio. En el de la derecha, de dos plantas, observamos la cantería que las separa y los huecos de las puertas. El resto de ella, que es igualmente de sillares, ha sido repellada con cemento en la última restauración realizada por los propietarios. ¿Un grave error? Según mi criterio, sí; aunque se pongan las excusas de que si el mal de la piedra, lo deterioradas que estaban las paredes...
Al fondo, se ven las almenas con tronco de pirámide.

En la parte izquierda se observan los huecos de entrada al cuerpo izquierdo de esta parte del edificio. En su tiempo eran dependencias para el uso de los palaciegos. Ahora, veréis en la foto siguiente, ha sido convertido en un segundo patio, por culpa de la dichosa última restauración.

Junto a la puerta de la derecha, hasta mitad del siglo pasado, una escalera que servía para subir al piso superior.